Manuel Montoya, el cubano que vive de hacer muñecos y sueña con tener un día un teatro de títeres

Manuel Montoya, el cubano que vive de hacer muñecos y sueña con tener un día un teatro de títeres

Manuel Montoya es un hombre sencillo de Santiago de Cuba. Su afición es fabricar muñecos con tela y papel mache y con ellos se pasea por las empinadas calles de la ciudad oriental buscándose la vida, mientras sueña con poder tener un día un teatro de títeres.

Como un padre orgulloso de sus hijos, Manuel Montoya se lleva a pasear a sus muñecos por todo Santiago y cuando alguien por molestarlo dice que se parecen a él, lejos de enojarse se siente feliz.

Siempre está rodeado de niños, que son los que más valoran su arte. Para los pequeños es toda una experiencia poder tocar con sus propias manos a Mickey Mouse, Batman o la Calabacita. Manuel, complaciente les deja que metan sus pequeñas manos en sus títeres y jueguen con ellos.

Con los niños llegan los padres para adquirir los juguetes y Manuel vende a sus superhéroes de DC Cómic, de Marvel y del ICAI (porque también hace muñecos de Elpidio Valdés. Pero cuando llegan los carnavales ahí si hace zafra Manuel pues la demanda se multiplican. Curiosamente, afirma que los que más se venden no son los del Pato Donald o Bob Esponja, sino los de Chucha la Cederista… Simpatías que sienten los cubanos por lo que les es cercano.

Como la producción siempre depende de la “cosa” y la “cosa” en Cuba varía, Manuel Montoya se ha acostumbrado a hacer sus muñecos con los materiales que aparecen. Lo mismo trabaja el poliespuma, que la cartulina, el metal o la tela. A eso le ayuda su larga experiencia de hombre orquesta, pues Miguel Montoya ha montado escenografías para la televisión, ha decorado piñatas, fue rotulista de aviones y hasta estudió en la Academia de Artes Plásticas.

Su esposa y sus hijos le ayudan a fabricar sus muñecos en el pequeño taller que ha montado en su casa. Estos, sus otros hijos, ponen la comida en su mesa… y no le va mal, pero no todo en la vida es el dinero y Manuel Montoya sueña con su teatro de títeres.

Escrito por: Redacción.
Patrocinado por Pacotillas - Envíos a Cuba