fbpx

Carreras de arañas, la peligrosa pasión de los campos cubanos que hacer mover miles de pesos en apuestas ilegales (+ Video)

Como en el Coliseo de Roma los aurigas corrían veloces carros tirados por caballos, en los campos de Cuba se corren arañas. No se trata de competencias entre esos animales peludos lejanamente emparentados con los artrópodos que se suelen sacar con una brizna de hierba de un agujero en el suelo, sino de carreras de un peculiar transporte muy común en las zonas rurales de la Isla que todos conocen como araña.


Estos medios de transporte tirados por caballos se distinguen por su poco peso y suelen utilizar ruedas de motos para ganar en agilidad. En las carreras que disputan sus dueños en los circuitos improvisados de los pueblos de Cuba suele correr siempre mucho dinero.

Las apuestas en las carreras de caballos y de arañas pueden llegar hasta los 20 mil dólares

Prueba de esto es el entierro por todo lo alto que le dieron hace unos años en Güira de Melena a El Expreso, un caballo que nunca perdió una carrera y que le hizo ganar tanto dinero a su dueño que le volvió rico. En su última competencia cayó muerto justo al cruzar la meta de primero, pero le metió en el bolsillo al propietario de la araña nada menos que medio millón de pesos.

Una araña es fácil de construir. Basta con conseguir las ruedas de motos, un par de sillas plásticas de las que abundan en las escuelas y unos enganches bien ligeros, para que los caballos puedan avanzar bien sin perder velocidad. En una carrera de arañas los caballos pueden llegar a alcanzar los 40 kilómetros por hora en la recta.

No se concibe una carrera de arañas sin apuestas. Por eso se realizan en lugares apartados en los que existe poco tráfico, la vía está en buenas condiciones y no hay presencia policial. Igual para las autoridades atrapar a los arañeros es casi imposible, pues se trata de un negocio bien organizado con vigías en puntos avanzados que avisan por el móvil en cuanto ven aparecer a una patrulla.

Escrito por | Redacción

Patrocinado por: Pacotillas - Envíos a Cuba