fbpx
Cuba reduce la tarifa eléctrica tras críticas a la propuesta inicial
EFE / Ernesto Mastrascusa

Cuba reduce la tarifa eléctrica tras críticas a la propuesta inicial

La Habana, 29 de diciembre de 2020.- El Gobierno de Cuba anunció este lunes una modificación que reduce la tarifa que aplicará al servicio de energía eléctrica a partir del próximo 1 de enero, tras el fuerte malestar generado entre la población por una propuesta inicial que suponía un alza de hasta el 500 por ciento respecto a los precios actuales.

Cuba reduce la tarifa eléctrica propuesta


La nueva tarifa fue anunciada en la televisión estatal por el «zar» de las reformas económicas en Cuba, Marino Murillo y modifica también los tramos de consumo en los que se divide la tarifa eléctrica.

Según el incremento previsto inicialmente, los precios de la electricidad partirían de los 0,40 pesos por Kw para los consumidores de hasta 100 Kw mensuales y llegaban a los 25 pesos por Kw para quienes sobrepasaran un consumo de 5.000 Kw mensuales.

A partir del primer día de enero de 2021 la tasa fija de cambio del peso cubano será de 25 pesos por dólar.

La modificación actual reduce ligeramente los precios de la tarifa eléctrica en Cuba para los tramos de consumo inferiores, y en mayor medida para los tramos intermedios de hasta 500 Kw.

Murillo afirmó que el consumo eléctrico del 98 % de la población cubana no supera esa última cifra. Insistió en que los precios siguen tratando de incentivar el ahorro energético. Este es un concepto algo ajeno a la población cubana, tras décadas de tarifas eléctricas fuertemente subsidiadas.

Alivio para el sector privado

Otro de los cambios relevantes anunciados es que el sector privado -conocido en Cuba como «formas de gestión no estatal» y que incluye a los trabajadores por cuenta propia- ya no pagará la electricidad con las mismas tarifas que el sector residencial. Podrá acogerse a las del sector empresarial, más ventajosas pese a que no están subsidiadas.

El aumento del coste de la electricidad había generado una fuerte preocupación en el pujante sector privado. Alegan que tendría fuertes repercusiones en sus costos de operación. Además, se vería reflejado en los precios finales de sus productos y servicios.

De esta manera, el gobierno responde a las profusas críticas que ha recibido por los nuevos costes de los servicios básicos. Sobre todo se objeta el precio de la tarifa eléctrica.

La medida forma parte de un paquete aprobado dentro del proceso de unificación monetaria y cambiaria que comenzará en la isla al inicio del nuevo año. Este incluye un incremento salarial y la eliminación de subsidios a buena parte de los productos básicos y servicios.

Quejas inmediatas

El incremento que se había anunciado a mediados de este mes generó un inmediato aluvión de quejas entre la población. Denuncian el fuerte impacto de la factura eléctrica en el bolsillo, pese al aumento salarial.

Murillo es el jefe de la Comisión de Implementación y Desarrollo de las reformas económicas aprobadas por el gobernante PCC. Dijo durante su comparecencia que la decisión de modificar de nuevo las tarifas se tomó tras analizar las opiniones de la población.

Así, mencionó que hubo personas que consideraron que consumir menos de 100 Kwh era «como vivir en las cavernas».

Además, advirtió que si el consumo llega a superar lo previsto, está decisión podría costar 5.000 millones de pesos por encima de los 17.000 previstos para subsidios. Entonces sería mayor el impacto en el déficit del presupuesto estatal recién aprobado por el Parlamento.

Escrito por | Redacción - AHP

Fuente: EFE

Patrocinado por: Pacotillas - Envíos a Cuba