Diez frases que usamos los cubanos habitualmente y que provienen del boxeo

Diez frases que usamos los cubanos habitualmente y que provienen del boxeo

El lenguaje popular cubano ha sido enriquecido con disímiles términos que tienen los más singulares orígenes. Del argot utilizado por los boxeadores hay varias frases y palabras muy originales que han pasado a ser de dominio y uso popular. Seguidamente les ofreceremos una muestra de las tantas que enriquecen el habla de los cubanos.

Dar un cao: Todos los cubanos sabemos que esta palabra significa dar un buen piñazo, como decimos los cubanos.

Lo noquearon: Este se refiere a aquel que ha recibido alguna decepción amorosa y para aquel que queda embobecido con alguien a quien recién conoce. También se usa para referirse a alguien que se ha quedado inconsciente o a punto de desmayarse.

Tener una pegada: Con esta nos referimos a alguien que tiene “buenos contactos”o “influencias sociales”, mediante los cuales puede resolver “ciertas cosas”, que normalmente serían imposible.

Estar en conteo de protección: Así es descrito aquel empleado al cual el jefe le está haciendo sombra, o el profesor al estudiante, es decir, cuando te están analizando porque ya te queda poco.

Tremendo ring de pelea: Con esta frase el cubano se refiere a los trabajos cotidianos que se pasan en la isla, o una etapa donde tengas que trabajar durante muchas horas seguidas sin poder descansar o tener tiempo para hacer otras cosas. También es utilizado para describir algún lugar lleno de personas y bullicio.

No aguantar un round: El cubano ha utilizado esta frase como metáfora para referirse a las relaciones sexuales, por lo que si escuchas que alguien no aguantó un round, pues ya sabes que es preocupante y a lo que se refiere. Esto es utilizado generalmente como broma entre los cubanos.

Colgar los guantes: Este término es utilizado para referirse a la rendición o al cansancio, en cualquier momento o situación adversa.

Lo salvó la campana: Cuando se dice esta frase todos los cubanos sabemos que es para referirnos a que estábamos en alguna situación donde saldríamos perdiendo y de casualidad logramos salir ilesos.

Tener la mano prohibida: Esta frase es utilizada para nombrar a personas que tienen manos fuertes. Igualmente se utiliza para referirnos a ladrones o personas corruptas de diversas entidades.

Escrito por: Redacción.




1 2 262