fbpx
Julien Goldstein

Hasta que se seque el malecón: 10 razones para decir soy cubano

En estos momentos hay miles de cubanos por todas partes del mundo que llevan mucho tiempo lejos de Cuba, pero siguen orgullosos de haber nacido en esa isla. Hasta que se seque el Malecón.


La invasión reguetonera ha sido tal, que la mayoría de los cubanos puede citar sus textos con espectacular naturalidad. Un ejemplo actual es: «hasta que se seque el Malecón», frase rescatada de la sabiduría popular que emerge otra vez a la moda gracias a Jacob Forever.

Razones para decir: soy cubano hasta que se seque el Malecón

  • #1 – Lo que nos hace únicos es nuestra cultura, nuestro amor a la música que representa nuestras raíces.

La música cubana es expresión de las melodías y ritmos oriundos de la Isla. Rica en exponentes de calidad y con salsa de sobra, poseemos un acervo musical profundo y lleno de historia.

Orquesta cubana Los Van Van. Fuente: Redacción Bogotá.

Disfrutar de conciertos gratis y al aire libre

Dentro del archipiélago se disfruta la música de forma sana. Las orquestas en sus giras nacionales toman por asalto las tarimas y reúnen a miles de personas que bailan, cantan, y sienten en claves musicales. Amigos y familiares saborean juntos un concierto que recuerda nuestras raíces y los movimientos actuales.

Escuchar todo tipo de canciones grabadas en cada esquina o en el Malecón es común en el archipiélago. Tu música es la de todos, por eso de que no somos tacaños, si hay que repartir alegría, la música también se regala para todos.

El poder de la música sobre la gente

En Cuba, las melodías sean del ritmo que sean, ejercen una especie de hipnosis en los individuos. Es algo que corre en las venas y afecta a todo el cuerpo. Hasta el más “patón” (persona con poco o ningún ritmo ni talento para el baile) de los cubanos mueve la punta del pie al escuchar acordes, y eso no pasa en todos lados.

Benny More. Fuente: Uneac.

El músico que llevamos los isleños dentro

Cantantes de ducha o famosos, los cubanos amamos la música y somos artistas declarados. Siempre tenemos por dentro esa chispa que nos impulsa a cantar en cualquier lugar y a cualquier hora. Somos recordados como el Malecón.

Cómo la música nos hace diferentes, hasta que se seque el Malecón

La música cubana es única, sabrosa y hace diferente a los de la tierra. Nos domina, porque es animada y enérgica. Inyecta en nosotros alegría, entusiasmo. Es común ver a mujeres y hombres en las labores hogareñas al ritmo de buena música, porque de ella se desprende el ánimo de hacer las cosas. También en cualquier lugar externo, como suele suceder en el Malecón.

Recordado y excelente músico cubano y además compositor nacido un 18 de Noviembre del año 1.907 en Siboney – Cuba. En el año 1.949 crearon el dúo “Los compadres” de allí su apodo. (compay diminutivo de compadre). Fuente: Culturaelpais.

Vivir la música cubana desde La Mayor de las Antillas es una experiencia que eclipsa el sentirla de lejos. Aun con Youtube, con internet y miles de recursos para escucharla, la música del patio sin los cubanos, sencillamente es distinta.

  • #2 – Se puede decir que en Cuba tenemos las mujeres más bellas, las que más sabrosura tienen, las que saben mover las caderas, pero al mismo tiempo las que te enamoran de por vida.

La mujer cubana puede que no compita en los concursos de belleza de Miss Universo, pero su belleza y simpatía es reconocida en el mundo entero.

Las mujeres cubanas enfrentan a diario un sin fin de dificultades y así todo son capaz de llegar a ser grandes profesionales, perfectos guardianes de la familia y excelentes amantes.

Las mujeres cubanas son bellas aunque luzcan las ropas mas sencillas Fuente: CubanosGuru.

La mujer cubana es alegre por naturaleza, es difícil verla amargada, siempre busca el lado positivo de los problemas y sigue adelante. Las cubanas son muy familiares, una vez que deciden formar una familia son las principales protectoras del hogar. La mayor protección la ejercen sobre todo hacia los hijos.

Pocas mujeres en el mundo tienen el sabor y el ritmo de las mujeres cubanas a la hora de bailar. Fácilmente pueden parar la pista de baile donde quiera que llegan.

Las mujeres cubanas han tenido que enfrentar muchísimos problemas en Cuba para mantener una familia, la escasez y las dificultades, han hecho de las mujeres cubanas luchadores como ninguna otra. Es difícil ver a una mujer cubana achantada esperando que las cosas le caigan del cielo.

Médicos cubanos
Médicos cubanos. Fuente: RTM.

Su forma de hablar y gesticular, aunque es de todos los cubanos, las mujeres le dan un toque especial. El hablar típico de los cubanos cortando palabras y sin articular sumado a gestos a veces sensuales otras veces más chabacanos le da ese estilo propio que a muchos les gusta.

El Malecón,
Mujeres cubanas con su top o bajichupa. Fuente: Cubanasycubanos.

Blancas, negras, mulatas, mulatas claras, mulatas oscuras, blancas rubias, blancas trigueñas, negras con los ojos claros hay para escoger. Esa diversidad producto de las mezclas que hay en la isla hacen a la mujer cubana de las más hermosas del mundo.

  • #3 – El baile corre por nuestra sangre, donde quiera que salga la oportunidad de tirar unos pasitos de salsa, merengue, reggaetón o lo que sea para pasar un buen rato.

El origen de los bailes cubanos está en la llegada de esclavos africanos que introdujeron ritmos nuevos y danzas rituales. Estos fueron incorporados a la cultura cubana mezclándose con las melodías y guitarras españolas. Al desarrollarse con el tiempo, dicha fusión, se hizo cada vez más popular y en poco tiempo la rumba, el cha-cha-chá o la conga se extendieron por todas partes.

La Rumba Cubana, El Malecón
Cubanos bailando. Fuente: Iytimg.

La música en Cuba es un elemento que se distingue por su gran desarrollo, además de contar con una rica evolución que se enriquece a lo largo de los años con el trabajo de musicólogos y musicógrafos. Estas especialidades han evaluado, historiado y sistematizado la multiplicidad y concatenación de los elementos que conforman nuestro genuino universo musical.

La música y la danza se conjugan bajo una finalidad común, aunque mantienen una independencia innata. Pueden aparecer simultáneamente en determinada manifestación artística (como el teatro, la ópera o el cine), bailar en el Malecón o surgir en diferentes momentos y fusionarse después, siempre y cuando las exigencias del contexto así lo requieran o demanden.

El Malecón,
Danza abierta en Cuba. Fuente: La Jiribilla.

Cuba es uno de los países que más géneros bailables ha aportado a la lista de bailes internacionales, entre los que merecen citarse figuran: el danzón, son, mambo, rumba, chachachá, casino, entre otros. Sin embargo, en los últimos tiempos, la inserción de géneros foráneos ha ido lastrando la rica heredad, que en este sentido atesoraba nuestra memoria cultural.

  • #4 – Compartimos lo que tenemos, aunque sea poco. Ese sentimiento amigable y familiar es una de las principales razones por la cual el cubano es diferente. No importa si eres un cubano de la ciudad o del campo, siempre vas a encontrar que el cubano te ofrece lo que no tiene.

Los cubanos somos el producto de la rica mezcla cultural entre indios nativos, conquistadores y migrantes de varios continentes. Una dulce amalgama de orígenes que fueron cediendo su sabor para fundar la fuerte raigambre cubana. Por naturaleza, el cubano es sinónimo de alegría, extroversión, empatía, arrojo, espontaneidad, solidaridad y una singular capacidad de resistencia. Generalmente familiar y compartidor, el cubano goza de la justa fama de ser buen anfitrión, sobre todo en fechas señaladas, y comparte su mesa con alegría y orgullo culinario.

Los cubanos son serviciales y no hay quien nos gane. Si usted dice en público que el menudo de dinero no le alcanza para subir al ómnibus, siempre habrá una mano o más, que se extenderán para darle lo que le falte, igual sucede si necesita un medicamento, será muy difícil que teniéndolo algún vecino o amigo no se lo proporcione. Su solidaridad con todos está más que probada.

El Malecón,
Para algunos será un poco divertido conocer las ocurrencias y frases que emplean los cubanos. Foto: Compartiendoconocimiento.

Pero también somos profundamente humanos, y aunque achiquemos los nombres y acostumbremos a tutearnos, ningún vecino se queda sin sal si la necesita y hay en nuestra cocina. “Luchadores”, preocupados y previsores, pregonamos” no coger lucha con nada”, pero si algo quedó a medio hacer o no nos deja buen sabor nos cuesta conciliar el sueño.

  • #5 – Nuestra comida tiene un sabor único, al arroz y frijoles, los tostones, el puerco asado, la yuca con mojo, el congrí son algunas de nuestras comidas preferidas que no encontraras con el mismo sabor en ninguna otra parte.

Desde sus orígenes, la cocina cubana ha sido el resultado de la confluencia de los propios factores que permitieron la formación de la nacionalidad en el siglo XIX: la mezcla de las costumbres españolas, aborígenes, africanas y la posterior influencia de la inmigración asiática y yucateca.

La ropa vieja es un plato que puedes encontrar en la mayoría de las paladares de Cuba Fuente: Expansion.

El plato nacional es el ajiaco criollo, un conjunto de viandas, vegetales y carnes de diversos tipos cocinados juntos que varía por la diversidad de los ingredientes empleados en su confección. Los platos cubanos más típicos son, además del ajiaco y de las combinaciones del arroz con distintos ingredientes, la carne de cerdo asada o frita, los tostones o chatinos (trozos de plátano verde aplastados y fritos), chicharrones de cerdo y picadillo de carne de res.

Ajiaco criollo cubano . Fuente: Pt-br.
  • #6 – Los paisajes de Cuba son únicos, sus playas y hasta sus lugares más oscuros hacen de Cuba ‘La tierra más bella que ojos han visto’

Típicamente Cuba es conocida por el mundo entero, más que todo por sus azules playas y por sus verdes praderas. Los paisajes de Cuba son únicos e irrepetibles, incluso en la misma área del Caribe no hay ningún país que posea las maravillas naturales que posee Cuba. Los paisajes de Cuba han servido de inspiración para miles de artistas plásticos los que han plasmado en sus obras el verdor de sus campos y las alturas de sus colinas en las que la humedad, sus lloviznas y sus helechos arborescentes son maravillas incalculables. También están los atardeceres en el Malecón.

Cayo Levisa en Cuba. Fuente: Anna Frodesiak.

A la hora de hablar de los paisajes de Cuba hay que hacer un alto y analizar al país por sus tres regiones, en la región occidental tenemos al reconocidísimo Valle de Viñales, al cual con sus farallones y sus mogotes le brindan al paisaje un encanto único.

El valle de Viñales es uno de los lugares más hermosos de Cuba. Fuente: Lonelyplanet.

En la parte central tenemos a Topes de Collante con sus aguas termales y su fango medicinal, esta región esta caracterizada como uno de los mejores lugares del mundo para el turismo de salud, todo gracias a la sensibilidad terapéutica que posee esta región. En la parte más oriental es donde mejores están ubicados los paisajes de accidentes geográficos con la Sierra Maestra en la punta con su Pico Cuba como la altura más grande del país y gran parte de la América Insular, seguido esta en la parte oriental la Gran Piedra, un accidente geográfico único en toda esta región y hermoso por su empinada cima.

Los mogotes le brindan una apariencia única al paisaje. Fuente: Cubaawesome.
  • #7 – Cuando se trata de fiestar y pasarla bien busca un cubano, los cubanos sabemos cómo pasarla bien y hacer de cada fiesta un éxito o reunirse en el Malecón

Sin discusión ninguna, en Cuba, su gente sabe cómo festejar a lo grande y divertirse de lo lindo. Hemos hecho de la música, el baile, y la complicidad colectiva un arte digna de estudio.

El Malecón,
Parrandas de Remedios . Fuente: Opciones.

Muchas de estas festividades acaparan la atención de personas alrededor del mundo que viajan a la tierra para disfrutar de ellas tanto como nosotros.

Y seguimos con la lista hasta que se seque el Malecón

  • #8 – Luchamos y nos la inventamos en cualquier circunstancia, el cubano resuelve no importa la situación.

No necesitamos mucho dinero para ser felices. Eso de vestir con ropas de marcas registradas no nos desvela, si tuvimos etapas de ponernos zapatos de tela hechos por nosotros mismos y de usar desodorantes y jabones de producción hogareña.

Estamos hechos a prueba de balas. No hay como derrotarnos, vivimos acostumbrados a luchar y nada nos detiene. Hasta en las circunstancias más duras sabemos salir adelante porque estamos acostumbrados a inventarnos maneras de sobrevivir.

  • #9 – Tenemos un espíritu de prosperidad, buscamos la forma de salir adelante, de trabajar duro para nuestra familia no importa en qué país esté.

Aunque muchas veces tildan a los cubanos de vagos o propensos a evitar el trabajo a toda costa, resulta fácil darse cuenta para sus empleadores fuera de Cuba, que son útiles, inteligentes y resueltos. Claro, como en todas partes los hay de diferentes tipos dependiendo de los intereses y experiencias de cada uno.

El Malecón,
Trabajos en Cuba. Fuente: Lynnhillclimbing.

Cuando el cubano sale de Cuba lo hace con la idea de ir a comerse el mundo si es necesario, con tal de poder ayudar a su familia, esa que con el dolor más grande tuvo que dejar atrás para poder labrarse un futuro en el cual “más nunca les falte ná”. Y que más da si somos médicos, informáticos o pianistas, el cubano trabaja en lo que haga falta aunque no tenga nada que ver con su formación académica siempre y cuando sienta que con su labor va a “echar pá alante”

  • #10 – Nunca nos olvidamos de donde venimos, porque nuestra tierra, nuestra familia, es lo más importante para un cubano.

El traslado a otro país puede ser sobrecogedor, particularmente si no hablas el idioma. Esa añoranza que llegamos a sentir puede tener síntomas similares a la depresión.

Navidad en La Habana, El Malecón,
Navidad en La Habana. Fuente: Pinterest.

Después de un periodo de una primera adaptación en el nuevo país de destino, encontrando lugar de residencia, trabajo, primeras relaciones sociales y realizando una necesaria ubicación psicológica, en donde  la persona se ha tenido que enfrentar a diferentes niveles de estrés y demandas externas, el cubano comienza un periodo de estabilidad, de integración en “el nuevo mundo”. En este paso  por fin podrá sentir como suyo el lugar donde vive pero nunca dejará de sentir nostalgia por el contexto dejado, sus lugares, entre ellos el Malecón.

Nuestra primera chivichana, correr con los amiguitos del barrio bajo un aguacero torrencial y llegar a casa y que mamá nos recibiera toalla en mano para secarnos, pasear por el Malecón, toda la vida a color. El primer beso en la escuela, los amigos, que diéramos lo que tenemos para que pudieran estar con nosotros, los paseos por el Malecón. Esas son solo algunas de las cosas que nunca olvidamos los cubanos que por H o por B ya no vivimos en Cuba y que solo basta la más mínima oportunidad para salir corriendo cargado de cosas para los nuestros.

Niños jugando fútbol en las calles de Santiago de Cuba. Fuente: Cubadebate.

Y es ese sentir de calma cuando vuelves a la Cuba que te vio nacer, al malecón, a ese barrio que te vio correr como dice la canción de Orishas la cual te compartimos a continuación para que lo goces y lo bailes y a seguir cantando.

Mas tradiciones y costumbres en este articulo.

 

El grupo musical cubano Orishas. Fuente: 14ymedio.

Orishas – Cuba Isla Bella (Official Video) – YouTube

Tierra, aquí nació mi canto mi bandera
Sonrisas que se cuelan por la puerta del balcón
En ese viaje que hoy me trae de vuelta

Lejos, no sabes cuanto hecho de menos
El ruido de mi pueblo y la caricia de ese mar
Cuando no estoy contigo, yo te invento

Traigo oxidado el corazón
Me hace falta cuerda
Mi alma necesita transfusión
Sangre de mi tierra

Regreso a la cuna que me vio nacer
Regreso a este barrio que me vio correr
Lo que fui, lo que soy y seré, por mi isla bella

He vuelto al refugio que calma el dolor
Y vuelvo a el recuerdo del primero amor
Lo que fui, lo que soy y seré, por mi isla bella

Y me sorprendió la necesidad de expandirle alma
Se me aconsejo, desde el razón de mamá y papá
El Caribe a usted lo a invitado,
familia, pase todo respetado
Si esto llego sin pretexto,
a songo lento orishas del mar

Lento
Las marcas van contándome que el tiempo
Es como un pasajero que se sube a tu vagón
Y anuncia que la vida es un momento

Dicen
Los viejos de la esquina siempre dicen
No importa lo que tengas, si al bajarte
En la estación, uno regresa siempre a sus raíces

Traigo oxidado el corazón
Me hace falta cuerda
Mi alma necesita transfusión
Sangre de mi tierra

Regreso a la cuna que me vio nacer
Regreso a este barrio que me vio correr
Lo que fui, lo que soy y seré, por mi isla bella

He vuelto al refugio que calmo el dolor
Y vuelvo a el recuerdo del primero amor
Lo que fui, lo que soy y seré, por mi isla bella
(Tu eres la más bella)

Yo nuca perderé mi identidad
En el seguro tengo un presente de donde vengo
Quizás me puedas comprender
Porque a decir verdad mi tesoro esta en las raíces
Que corren de bajo de mi piel

Son las que marcan su textura y esas mismas
Me hacen diferente hasta la sepultura
Por eso yo, hoy vengo yo pa
Dejarte aquí, el movimiento de mi cintura

Hoy yo te invito a caminar
en los solares de la habana
Para que tu mismo los veas
Hoy yo te invito a caminar
en los solares de la habana
Para que tu mismo los veas, que…

Cada cual aquí nace con su tumbado
El mío despacito, y de medio lado, de me dio lado
Tu dale suave y no te me agites
Que la noche es larga y la rumba se ha formado

Regreso a la cuna que me vio nacer
Regreso a este barrio que me vio correr
Lo que fui, lo que soy y seré, por mi isla bella

Con el Malecón

Cuáles son tus razones por la que dices: soy cubano hasta que se seque el Malecón…Comparte y déjanos saber!

Escrito por | Redacción

Fuente: Archivo TodoCuba

Patrocinado por: Pacotillas - Envíos a Cuba