Vara del Rey, el valiente general español que murió como un héroe combatiendo a los americanos en Cuba

Vara del Rey, el valiente general español que murió como un héroe combatiendo a los americanos en Cuba

Que los soldados españoles eran bravos en la batalla bien la sabían los cubanos que pelearon con ellos en tres cruentas guerras. Los americanos también lo aprenderían por las malas en 1898 durante la campaña de Santiago de Cuba, sobre todo en la Loma de San Juan y en el combate de El Caney donde el valeroso general Vara del Rey al frente de sólo 520 hombres hizo frente a una fuerza combinada de 6 500 de estadounidenses y mambises.

Su heroica resistencia en esta posición le costó la vida al anciano general español, pero lo convirtió en una especie de Leónidas para sus compatriotas. Las pérdidas que sus pocos hombres les infligieron a los americanos y cubanos en El Caney fueron tan grandes que el mayor general mambí Calixto García montó en cólera, pues había advertido a sus aliados de lo costosa que resultaría esa operación contra las fuerzas españolas atrincheradas; y sugerido que El Caney se dejara de lado, pues no era imprescindible desde el punto de vista militar. Sin embargo, la tozudez de los americanos en atacarlo costó ríos de sangre a los tres bandos.

El general Joaquín Vara del Rey y Rubio descendía de una familia de militares que se remontaba a la Guerra de Independencia de España. Nacido en 1840 ó 1841 (según otras fuentes) participó en la primera Guerra del 68 en Cuba en la que alcanzó el grado de teniente coronel y fue gobernador de las islas Marianas en el Pacífico.

Tras estallar de nuevo la insurrección en la mayor de las Antillas en 1895, Vara del Rey solicitó que lo trasladaran a Cuba. Allí se puso al frente del Regimiento Cuba, con el que participó en múltiples combates, entre ellos Loma del Gato, donde cayera en combate el mayor general José Maceo.

Puesto al mando de la brigada de San Luis recibió la orden de defender El Caney en los accesos de Santiago de Cuba, pues el ejército de Estados Unidos que había intervenido en la guerra a favor de los patriotas cubanos amenazaba con tomar la ciudad. La posición constaba de barios blocaos de madera, el fuerte El Viso, una iglesia de mampostería y una docena de bohíos.

El 1ro de julio de 1898 los norteamericanos comenzaron a cañonear las posiciones españolas y luego se lanzaron al asalto pero fueron parados en seco por el fuego del medio millar de españoles que defendían El Caney. Sin embargo, la artillería estadounidense destruyó uno a uno los blocaos y después el fuerte El Viso por lo que los defensores se vieron obligados a retirarse a la iglesia, el último reducto donde podían resistir.

Los americanos las pasaron negras para poder tomar por asalto el templo, pero no así se rindieron los españoles. Los pocos que quedaban con vida intentaron retirarse a Santiago de Cuba con Vara del Rey, que había sido herido en ambas piernas en una improvisada camilla. Sin embargo, los tiradores del ejército de Estados Unidos los fueron abatiendo uno a uno y quedaron tendidos muertos a lo largo del camino.

Meses después, cuando una comitiva española acudió a El Caney para recuperar el cuerpo del general Vara del Rey los americanos le rindieron honores al jefe hispano y expresaron: «el general Vara de Rey fue un hombre valiente, y nosotros honramos su memoria».

Escrito por: Redacción.
Patrocinado por Pacotillas - Envíos a Cuba