Cuba, Avenida de Maceo from lighthouse at Castillo de los Tres Reyes Magos del Morro

¿Sabía que en la década de 1950 casi se construye una terminal de helicópteros en el mismo centro de La Habana Vieja?

 

Eran los años 50 del pasado siglo y La Habana era una de las ciudades más deslumbrantes de América. Grandes hoteles con casinos se alzaban por doquier y en las ruletas se ganaban y perdían fortunas en una noche. En medio de esa apoteosis surgió la idea de construir una terminal de helicópteros en pleno corazón de La Habana Vieja para facilitar la llegada de turistas desde Estados Unidos.

Para construir el helipuerto se escogió el espacio que ocupara el antiguo Convento de Santo Domingo, en la manzana que conformaban las calles de Obispo y O’Reilly, San Ignacio y Mercaderes. En el vetusto convento había funcionado por primera vez la Universidad de La Habana tras su fundación en 1728, por lo que su demolición para construir la terminal aérea, suscitó la protesta de muchos intelectuales y personalidades de la República.

Increíble: un granjero que cría cerdos mutantes

Sin embargo, el Gobierno cubano dio luz verde al proyecto y así comenzó a construirse un enorme edificio de oficinas en cuya azotea funcionaría el helipuerto.

- Publicidad -

El Banco Nacional de Cuba, que había adquirido el convento de Santo Domingo en 1951 por 323 956 pesos traspasó la propiedad a Terminal de Helicópteros SA, empresa que se constituyó para construir el helipuerto a un costo de más de dos millones de pesos.

Todo el proyecto desentonaba con el entorno y al final nunca pudo llevarse a cabo. Al triunfar la Revolución Cubana el 1ro de enero de 1959 el edificio se encontraba a medio construir y sus inversores, al ver la merma del turismo en Cuba como consecuencia del cierre de los casinos y las prohibiciones que se emitieron en torno al juego perdieron todo interés en su ejecución.

Así quedó sin construirse el helipuerto y el Gobierno de Cuba que expropió el inmueble lo destinó al Ministerio de Hacienda. Luego serviría, por muchos años, como oficinas del Ministerio de Educación, hasta que la Oficina del Historiador de la Ciudad accionó sobre él y logró que, de cierta forma, se integrara al entorno del Centro Histórico.

En la actualidad el edificio sirve de sede a la Universidad de San Gerónimo, adscrita a la Universidad de La Habana y atendida directamente por la Oficina del Historiador de La Habana.

Deja Tu Opinion..

comentarios

Las sopas son uno de los platos más frecuentes en la mesa cubana. No solo sirve...

Sitio hecho para perpetuar la memoria humana, posee entre la gente una visión popular de sobriedad...

Cuatro empresarias cubanas acudieron el miércoles al Congreso estadounidense para pedirle al presidente electo Donald Trump...

DERECHOS RESERVADOS TODOCUBA.ORG - 2016 TERMINOS | POLITICA