Así se componía un clásico puesto de fritas cubano en el año 1958.
La frita y los friteros, el producto y el vendedor que perdieron las calles cubanas

Yo nunca pude probar una frita pero mis padres cuando la recuerdan se les hace la boca agua. El fritero era un vendedor fijo de fritas o carne de res que se vendía con pan y algunos condimentos, frituras de harina, butifarras, platanitos fritos (chicharritas” o “mariquitas”, como se les conoce popularmente), tortillas, perros calientes, papas rellenas y otros productos que eran la delicia de gran parte del pueblo de La Habana y de Cuba en general. Los friteros se encontraban en todos los rincones de la capital y sus barrios. Estos vendedores tenían una gran importancia para la economía del pueblo. Sus productos eran muy económicos, al alcance de cualquier ciudadano. Muchas personas podían solucionar un almuerzo o comida improvisada sin necesidad de contar con amplios recursos. Era innumerable la cantidad de puestos de fritas que existían en toda la ciudad y que confirmaban el papel que desempeñan en la sociedad habanera. Algunos vendedores de fritas que se iniciaron en el negocio como vendedores de la calle, mejoraron su situación y establecieron locales que permitían mayor comodidad al cliente.

Así se componía un clásico puesto de fritas cubano en el año 1958.

 

Generalmente los puestos de fritas tenían ruedas, con la finalidad de poder conducirlos con facilidad de un lugar a otro, lo que se hacía en casos especiales, ya que el fritero casi siempre se estacionaba en un lugar fijo, y los clientes era los que debían acudir a él. Unos puestos eran de madera, y otros, los más modernos, de metal. Estos puestos llevaban instalado en un principio un pequeño mechero de luz brillante, a modo de fogón de una hornilla, que permitía cocinarlo todo. Después fueron mejorando y se le instalaba un pequeño cilindro de gas a su costado que estaba conectado a la cocina. No se puede precisar exactamente su origen, pero muchos piensan que hubo dos antecedentes muy importantes: las bolleras y vendedoras de tortillas de San Rafael, y los chinos inmigrados. Estos últimos fueron los iniciadores de algunos comestibles en las calles cubanas como los plátanos fritos. Establecieron puestos de fritas en las calles y los cubanos los adoptaron, criollizando la costumbre hasta convertir el puesto de fritas en una institución de arraigo popular.

Acercase al carrito era comenzar a sentir un olor cárnico y apetitoso que anunciaba las suculentas fritas. El secreto del sabor era la manteca con pimentón que le agregaban al picadillo de res. La manteca se sacaba de las latas de chorizo, que ya sin el embutido, los bodegueros vendían a los friteros. Uno de los puestos más famosos era el del gallego Sebastián Carro, que se encontraba en la esquina de Zapata y Paseo, que fue de los primeros además en utilizar el gas como combustible para así lograr una mejor fritura. A continuación les dejo la receta tradicional de la Frita Cubana para que la disfruten junto a los suyos y recuerden el olor que llenaba muchas esquinas cubanas.

En la calle los puestos de frita eran parte del paisaje urbano.

 

Ingredientes:

Media libra de carne de res molida por media libra de chorizo

1 cucharada de cebollas picada pequeña

3 dientes de ajo triturados

- Publicidad -

1 cucharada de pimentón

2 cucharaditas de sal (si uso 50% de embutidos, use solo una cucharadita de sal)

1/4 cucharadita de pimienta molida

1/4 cucharadita de comino

1/4 cucharadita de orégano

1 cucharada de mostaza

Manteca de chorizo

Preparación:

Mezclar la carne molida con los ingredientes y unirlo todo bien dándole forma de bolitas que luego se aplastan con la mano, para formar la frita. Dejarlas reposar en el refrigerador por lo menos 2 horas para que todos los condimentos impregnen bien la mezcla de carnes. Para freírlas en un sartén caliente un poco la manteca de chorizo y luego agregue una cantidad de dos dedos de aceite. Dórelas por un lado y por otro hasta que estén bien cocinadas pero sin tostarlas ni quemarlas. Servirlas dentro de un pan suave con mostaza, salsa de tomate natural y papa fritas bien finitas y tostadas.

Deja Tu Opinion..

comentarios

Sin envíos a domicilio, ni grandes conglomerados del fastfood, ni Domino´s Pizza o Papa John´s, solo...

Las obras en el yacimiento Castellanos debe concluirse en julio, con la puesta en marcha de...

El reguetonero cubano Gilbert Man, que estafó al Medicaid por cientos de miles de dolares en...

DERECHOS RESERVADOS TODOCUBA.ORG - 2016 TERMINOS | POLITICA